San Juan Bautista

San Juan Bautista

martes, 19 de marzo de 2013

Progresismo en la Iglesia - P. J. Meinvielle


  La nueva teología del Progresismo, elaborada por teólogos de prestigio, invade seminarios, universidades y casas de formación y configura la mentalidad de las nuevas generaciones eclesiásticas. Unos años más, y de no intervenir directamente la mano de Dios, el "aparato publicitado de la Iglesia Católica" profesará una religión completamente distinta de la que nos enseñó Jesucristo y que nos han transmitido los Padres, Doctores y Santos de la Iglesia doblemente milenaria.

... No es nada de extrañar que los judíos, junto con los masones y comunistas hayan logrado encaramarse en posiciones claves de la Iglesia y que desde allí gobiernen a la Iglesia misma. Esta es la gran realidad. La Iglesia estaría gobernado hoy en gran parte por judíos, masones y comunistas. Gobernada contra los intereses de la Iglesia misma. Aquí está el Misterium Iniquitatis.

... La Providencia permite un mal en vista de un mayor bien, y sobre todo, del bien de los elegidos.

...Lo importante es nuestra adhesión inquebrantable a Jesucristo. A Jesucristo el de siempre. Que no es ni pre-conciliar ni pos-conciliar. Jesucristo es el mismo ayer, hoy y por los siglos (Hebr.13,8)

... María en oposición a las gnosis orgullosas, nos introduce en el conocimiento de la Fe y en el gozo de la Esperanza. LA VIRGEN SALVARÁ A LA IGLESIA.

                                             Padre Julio Meinvielle - Prologo al libro “La masonería dentro de la Iglesia” de Pierre Virrión        
  
Nacionalismo Católico San Juan Bautista


2 comentarios:

  1. Estimados,
    el blog está muy bueno destacándose superlativamente el compromiso intransigente con la Verdad.
    Les dejo una expresión -en realidad, un pensamiento- de Castellani:
    "Hay progresistas y tradicionalistas que tienen ideas religiosas enteramente inconciliables, incluso entre los cardenales; y también, posiblemente, entre los papas, pues nada impide sea elegido un cardenal progresista como papa.
    Si todo esto es así, lo único que queda por decir es: Dios nos pille confesados. Yo no lo voy a ver, pero por las dudas me conviene mantenerme confesado."
    ¡Qué Nuestra Señora de Fátima les Proteja con su Manto Maternal!
    Diego

    ResponderEliminar